sábado, 10 de mayo de 2008

SOBRE LAS VÍCTIMAS DE VIOLENCIA SEXUAL

''Las víctimas de violencia sexual tienen 3 a 4 veces más riesgo de ser infectadas con el virus del SIDA''
Por Alejandra Waigandt en Artemisa

La falta de especialización en género y violencia de los y las profesionales en VIH/Sida que trabajan con víctimas de violencia sexual, y la escasez de psicólog@s para contener a las víctimas, son algunos de los obstáculos para el cumplimiento efectivo de los Lineamientos de Acción para Víctimas de Violación, herramienta legal de los centros de salud porteños. Estas fueron algunas de las conclusiones del monitoreo realizado por la Fundación para el Estudio e Investigación de la Mujer (FEIM).
''Las y los profesionales en VIH/Sida que trabajan con víctimas de violencia sexual no saben que ellas tienen de 3 a 4 veces más probabilidades de ser infectadas con el virus en comparación con las personas que no sufren violencia''. Así lo afirmó Mabel Bianco, directora de la Fundación para el Estudio e Investigación de la Mujer (FEIM) y coordinadora del proyecto que busca mejorar la asistencia a la víctima de violencia sexual en hospitales y centros de salud públicos porteños.
La iniciativa, apoyada por el Fondo de Naciones Unidas para el Desarrollo de la Mujer (UNIFEM), se desarrolla en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. El objetivo es monitorear el cumplimiento efectivo del protocolo Lineamientos de Acción para Víctimas de Violación, aprobado en 2002 por el gobierno porteño. Según el protocolo, la atención de mujeres violadas incluye el uso de anticoncepción de emergencia y profilaxis postexposición para ITS (Infecciones de Transmisión Sexual) y VIH/Sida, además de contención médica y psicológica y servicios de seguimiento. Sin embargo, dicho instrumento sólo es aplicado en tres hospitales: Álvarez, Muñiz y Pirovano.
La falta de especialización en género y violencia de los y las profesionales que realizan los servicios de guardia, y la escasez de psicólogos, psicólogas, trabajadores y trabajadoras sociales para contener a las víctimas, son algunas de las causas que impiden el uso de esta herramienta legal y que al mismo tiempo inhiben la concurrencia de la víctima de violencia sexual a los nosocomios.
Otro obstáculo es la derivación de casos a los tres hospitales que cumplen con el protocolo y tienen capacidad para un acompañamiento psico-socio-legal: muchas mujeres violentadas y con riesgo de quedar embarazadas y contraer enfermedades viven lejos de estos tres efectores, no tienen recursos para el traslado, o están en shock y no pueden enfrentar esta barrera.
Para Bianco, un registro integral de todas esas falencias permitiría elaborar políticas tendientes a optimizar la atención de las víctimas de violencia sexual en el sistema público de salud, pero antes debe asignarse un presupuesto específico al programa de violencia de la Dirección General de la Mujer. Asimismo el gobierno nacional debe incrementar la partida presupuestaria del Consejo Nacional de la Mujer para conseguir una mayor representatividad del Instrumento de Registros de Casos de Violencia Familiar contra la Mujer.
La violencia no es invisible
La falta de registros sobre violencia de género disminuye la posibilidad de intervenir en el diseño de políticas públicas.
El proyecto Capacitación y prevención de la violencia hacia las mujeres en Provincia de Buenos Aires, que se lleva a cabo en el partido de La Matanza, enfrentó este problema sistematizando las acciones llevadas a cabo en los centros de asistencia a la víctima de violencia en los últimos dos años. Según esos datos, fueron recibidas 10.700 denuncias en los 9 centros de atención dispuestos en el distrito, donde la población femenina supera el 50 por ciento. Esta experiencia, que cuenta con el apoyo técnico y financiero de UNIFEM, es una muestra de lo que ONG`s, preocupadas por erradicar este tipo de violencia, decidieron hacer ante la ausencia del Estado. ''Debíamos aunar acciones con otras organizaciones gubernamentales para intervenir en la realidad local, influyendo en las políticas públicas sobre violencia'' manifestó Nélida Borquez, referente de la Red local de Centros de Asistencia a la Víctima de Violencia y directora de la Casa de la Mujer Rosa Chazarreta.
En 2006 firmaron convenios con la Municipalidad de La Matanza, que desde ese año financia parte de los servicios de asistencia, cubriendo la contratación de profesionales en sicología y trabajo social. Ese beneficio contribuyó a la conformación de equipos técnicos en los centros.
En 2007 llegó el proyecto Capacitación y prevención... que permitió la capacitación a enfermeros, enfermeras, comerciantes, curas, amas de casa, entre otros actores sociales. Al mismo tiempo se consolidó la red local de centros de asistencia, que de 6 establecimientos crecieron a 12.
“Hay otros temas pendientes”, afirmó Borquez, destacando la necesidad de profesionalizar los centros y la urgencia de trabajar para tener ciudades más seguras .(ver El derecho de vivir en un ciudades seguras).
Direcciones útiles
Ciudad Autónoma de Buenos Aires

Hospital Álvarez Servicio de Ginecología y Obstetricia (de lunes a viernes de 8 a 13 hs.) o a través del Servicio de Guardia Aranguren 2001 - FloresTel. (54 11) 4611-6666 int. 252
Hospital Muñiz Consultorios Externos (de lunes a viernes de 8 a 13 hs.) o a través del Servicio de Guardia Uspallata 2272 – Parque Patricios Tel. (54 11) 4304-5555
Hospital Pirovano Servicio de Maternidad o a través del Servicio de Guardia
Monroe 3555 - Coghlan Tel. (54 11) 4542-9906
Brigada Móvil del Programa Las Víctimas contra Las Violencias (violencias sexual y familiar - llamar al 137) y Centro de Atención a las Víctimas de Violencia Sexual Pasaje Ángel Peluffo 3981 - AlmagroTel. (54 11) 4958-4291 / 4981-6882
Consejo Nacional de la Mujer Paseo Colón 275, 5º piso - Monserrat Tel. (54 11) 4345-7384 / 7385 / 7386
Provincia de Buenos Aires – La Matanza
Red local de Centros de Asistencia a la Víctima de Violencia
Dirección de Políticas de Género
Rivadavia 13518 - Ramos Mejía Tel. (54 11) 4654-7454 int. 137
Centro Mujeres Por Más Arribeños 3626 - Villa Luzuriaga Tel. (54 11) 4461-3679
Centro Casa de Las Mujeres Basualdo 1159 - Villa Luzuriaga (barrio Los Pinos)Tel. (54 11) 4669-5359
Centro Caminos de Esperanza Polledo 2008 - Rafael Castillo Tel. (54 11) 4690-0703
Centro Popular de la Mujer Comercio y Chivilcoy - Virrey del Pino (barrios Ezcurra y Kilómetro 35)
Centro Nazareno Cortina esq. Siria y Pumacahua - Virrey del Pino (barrio Kilómetro 44) Tel. (54 02202) 495882
Centro Había Una Vez Nº 1 Llorente 6229 - Villa DorregoTE: (54 02202) 453466 / 450145
Centro Había Una Vez Nº 2 Atenzo 7080 - González Catán (barrio Kilómetro 32 Tel. (54 02202) 424047
Casa de la Mujer Rosa Chazarreta Bedoya 6315 - Isidro Casanova Tel. (54 11) 4467-7045
Centro Rueda de Mujeres Perebebuy 5481- Isidro Casanova (barrio San Alberto)Tel. (54 11) 4694-1037
Centro Aparecida Nº 1Las Flores 490 - Ciudad Evita (barrio 22 de Enero)Tel. (54 11) 4695-3816
Centro Aparecida Nº 2 Bevilacqua 1803 - Ciudad Evita (Casa de la Comunidad)Tel. (54 11) 4695-3816
Centro Mujeres en Acción Catulo Castillo 1297 – Ciudad Evita Tel. (54 11) 4487-4800
Centro Abriendo EspacioEl Raulí esq. El Pingüino - Ciudad Evita (barrio José Ingeniero) Tel. (54 11) 4654-7243

2 comentarios:

Maria Dolore dijo...

La violencia contra la mujer e un flagelo que debe ser erradicado entre todas y todos. Los docentes tienen un papel de gran relevancia para su prevencion en todos los niveles de la educacion, desde la alfabetizacion hasta los mas elevados, por lo que los planificadores de la educacion deben incluir la violencia en todos los programas docentes.

Emma Funes dijo...

Completamente de acuerdo con vos. Si desde el inicio se educa consignando que la violencia de palabra o acto es un delito sepueden esperar cambios.
pero si nosotros los docentes convalidamos cualquier violencia por menos dañina queparezca, el proble se agudizará.